TLCAN y tipo de cambio impulsan remesas PDF Imprimir E-mail
Mercados
Escrito por Redacción Urbeconómica   

Las tensiones sobre una posible ruptura en las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) durante octubre 2017bgeneraron incertidumbre en los mercados financieros internacionales y se estima que las remesas podrían cerrar el año con un crecimiento cercano a 6.5 por ciento.

 

De acuerdo con el análisis de David Cervantes y Juan José Li Ng de BBVA Bancomer al mes de octubre ingresaron a México 2 mil 642.7 millones de dólares, lo que equivale a un aumento de 19.0 por ciento respecto al mismo mes del año anterior, con lo que marcan nuevo máximo histórico, superando el anterior récord que fue de 2,637.7 millones de dólares establecido en octubre de 2008.

La depreciación del peso frente al dólar de más de 5 por ciento en el mes de octubre respecto a septiembre, derivado de la incertidumbre por las renegociaciones del TLCAN, podrían explicar este crecimiento de las remesas.

Como se había pronosticado, el flujo de remesas familiares en octubre retomó el crecimiento positivo e incluso superó las expectativas de crecimiento alcanzando un total de 2,642.7 millones de dólares, cifra que representa un crecimiento de 19 por ciento respecto a octubre de 2016.

El incremento del volumen de remesas se explica por el número de operaciones que crecieron 5.2 por ciento respecto a octubre del año anterior y por el monto promedio que creció 13.2 por ciento tomando el mismo mes de referencia. En términos reales el crecimiento de las remesas fue de 10.6 por ciento respecto a octubre de 2016 lo cual es debido en parte a la depreciación del peso respecto al dólar.

En 2017 se han recibido flujos muy importantes de remesas, pues registra tres de los cinco meses con más ingresos por este concepto, que tuvieron lugar en los meses de marzo, mayo y octubre.

Dado el mayor valor en pesos por cada dólar enviado de las remesas, los connacionales en Estados Unidos aumentaron sus envíos durante ese mes.

Con este impulso, estimamos que las remesas podrían cerrar el año con un crecimiento cercano a 6.5 por ciento, llegando a una cifra anual acumulada de 28 mil 725 millones de dólares.